El negocio de las armas y la guerra

Si observamos y estudiamos el mundo en su totalidad, podemos deducir que le siguen haciendo falta armas; las guerras incesantes y, aunque cada país esté suficientemente surtido, la existencia de una oferta y una demanda constantes  justifican esta situación en la que cae fácilmente cada gobierno, solamente con el fin de lograr sus objetivos políticos y económicos

 

Francia reúne cada dos años la mayor feria del sector denominada EUROSATORY a la que  asisten compradores y vendedores 6 adelaprocedentes de todo el mundo. En 2015 se alcanzó, a nivel global, la cifra récord de ventas de 58.000 millones de euros debido básicamente a encargos de Oriente próximo y el sureste asiático, y en 2016 se superarán los 61.000 millones.

 

En este tipo de ferias se encuentran toda clase de productos relacionados con la guerra en donde miles de visitantes se pasean entre blindados, obuses, fusiles de asalto, equipos de combate, drones o robots armados y pueden conocer de primera mano el arte de la ciberguerra. También se encuentran uniformes, ropas de camuflaje, maquetas de los nuevos modelos de tanques, así como ofertas de empresas especializadas en electrónica que enseñan todo lo último relacionado con la defensa y seguridad.

 

Este año se ha celebrado la 25ª edición de EUROSATORY. España contó con su propio pabellón y una decena de empresas entre otras 58 nacionalidades y más de 1.500 empresas expositoras.

 

Si nos detenemos en un caso concreto vemos, por ejemplo, cómo Francia, a pesar de estar en estado de excepción,Adela1 - copia tiene 10.000 militares patrullando por muchos rincones del mundo. El país ha sido atacado varias veces, pero esto no impide que asistan a la feria en París más de mil expositores con el único objetivo de vender más y mejor armamento. Hay crisis económica mundial, pero esto no es óbice para que el negocio de la guerra esté más boyante que nunca ya que la venta de armas ha crecido en un 16% ente 2010 y 2014 en comparación con los cinco años anteriores. El ministro francés de defensa, Yves Le Drian, está muy orgulloso de las exportaciones logradas ya que su país duplicó las ventas del año anterior (refiriéndose al 2014).

 

Amnistía Internacional denominó al evento como “escaparate de la represión mundial” y denunció que se comercie con las dictaduras de los diferentes países. La realidad es que el negocio crece cada año y hay más países interesados, como Japón que este año participó por primera vez.

 

Y si nos pasamos al otro lado del mundo, es fácil ver el ejemplo de Estados Unidos, que promueve su venta con todo tipoAdela2 - copia de llamamientos como: rebajas en las mismas épocas de promociones en ropa, electrodomésticos o cualquier otro producto, adiestramiento gratis en las mismas empresas que las venden y/o diferentes tipos de motivaciones para que las mujeres se armen y cambien la compra de utensilios cotidianos por armas que, según sus vendedores, les van a dar “seguridad”. Es muy fácil documentarse y ver los resultados.

 

Todas las anteriores observaciones que he transmitido, solamente tienen como objetivo el que seamos capaces de tener criterio propio al respecto y tratemos de que el mundo no se convierta en un arsenal de armas pues la mayoría de las veces perjudican directamente al ciudadano común, como lo estamos viendo a diario en prensa y documentales al respecto. Necesitamos paz especialmente para esos jóvenes que están creciendo en esos medios tan inhóspitos y dañinos que puede que sea muy difícil que lleguen a darle valor a la vida humana.

 

Comments on this post

No comments.

It is necessary to login to write comment.

Trackbacks and Pingbacks on this post

No trackbacks.

TrackBack URL