Soñando en Inglaterra

Por Rubén Lope Garmilla, alumno de GAD 2º

Un 14 de agosto de 2017, emprendí una nueva etapa en mi vida. Todavía quedaba mucho verano para disfrutar con mis amigos y mi familia, pero tenía que sacrificarlo

Mi aventura en Inglaterra comenzaba: un nuevo país, un nuevo idioma y muchos retos por cumplir. Os preguntareis que por qué razón me iba a Inglaterra y la razónRuben Lope Garmilla GAD2 06-03-2019 Soñando en Inglaterra es una palabra llamada Futbol. En julio realice una especie de campus también en Inglaterra con los mejores jugadores de futbol españoles, en la que nos daban la oportunidad durante una semana de entrenar y jugar un partido el último día con diferentes ojeadores del futbol inglés.

El campus fue muy bien y fue una nueva experiencia, conocí gente de todos los lugares de España y de casi todas las edades y éramos 20. El primer día, el de la presentación me asusté porque había jugadores que habían jugado en canteras como la del Barsa, Espanyol, Córdoba…

Al acabar el stage, me fui muy satisfecho de mi trabajo y de mi nivel, y me comentaron los organizadores que ya recibiría alguna oferta en las próximas semanas… Pasaban los días y yo tenía mucha incertidumbre, ¿me llamarán?, ¿qué equipo será? Muchas preguntas de ese tipo circulaban por mi cabeza. El famoso email llegó un 12 de julio, en el me comentaban que un equipo de octava división inglesa estaba interesado en mí; fue entonces cuando lo comenté con mis padres y mi familia y decidí dar el paso.

Al llegar a Inglaterra, me tocó residir en la casa con dos compañeros del stage que hice en julio, Sergio y Pau, el primero andaluz y el segundo catalán. La adaptación al nuevo país fue difícil debido a que tienen otras costumbres diferentes a las españolas, pero me adapté más rápido de lo que pensaba.

Empecé en el equipo nuevo la pretemporada y al principio fue difícil, mucho físico, poco balón y bastante gimnasio. Los días iban pasando y cada día estaba más cómodo con los compañeros y con el país.

Tenía mucha morriña de mi ciudad y de mi familia, por supuesto, pero mi sueño se estaba cumpliendo. Seguimos entrenando día a día, y yo esforzándome en hacerme un hueco en el once inicial. En el primer amistoso, jugué 30 minutos al final y con buenas sensaciones, el partido acabó 0-2 ganando. Sin embargo, pasaban los días y el frio iba llegando, y yo cada vez iba cansándome más del estilo de juego inglés y de la vida inglesa.

Llegó diciembre, el mes más duro; llevaba todo el mes de noviembre sin entrar en convocatorias casi y no contaba para el entrenador. Debido a los gastos de estancia y demás, me decidí a volver a España, a mi casa, y dar por finalizada mi etapa en Inglaterra.

Estoy agradecido a la organización del stage y al equipo que confió en mí, pero volver a casa era lo mejor para las dos partes. Me llevo amigos, sobre todo Sergio y Pau, con los que sigo en contacto actualmente, y no me arrepiento de soñar con el fútbol, aunque tendré que esperar otra oportunidad.

 

 

Comments on this post

No comments.

It is necessary to login to write comment.

Trackbacks and Pingbacks on this post

No trackbacks.

TrackBack URL