Activa tu mente

El pensamiento lógico y el cálculo son indispensables para movernos por el mundo con seguridad. Si los mantenemos en forma, ganaremos salud y nos harán la vida más fácil

 

Siempre estamos calculando o analizando algo, aunque no seamos conscientes de ello: el tiempo que tardamos en realizar una tarea,Natalia-150x150 las cantidades de ingredientes que necesitamos en una receta, el tiempo que permaneceremos en la cola según las personas que tengamos delante… y nuestro cerebro está diseñado para afrontar cualquier misión que le pidamos, pero no siempre lo hace con la rapidez y la precisión necesaria.

 

Existen diversas razones por las que nuestro cerebro ve reducida su capacidad de cálculo y razonamiento: La primera es la edad, pues a medida que envejecemos, nuestro cerebro también lo hace; la segunda es el entorno, que nos estresa y nos distrae, lo que merma nuestro rendimiento intelectual; por último, la tecnología, una excelente aliada a la hora de agilizarnos el trabajo, pero justo por ello reduce nuestra actividad mental, y el cerebro se va atrofiando. Así que sea la que sea nuestra edad, no nos podemos permitir que este órgano vital se “duerma” pues de ello depende nuestra salud presente y futura.

 

La clave está en el porqué. El cerebro dirige todo nuestro cuerpo, incluso cuando dormimos, gracias a una estructura compleja, en la que destacan dos grandes áreas o mitades: el hemisferio derecho y el hemisferio izquierdo. Ambas partes se comunican entre sí gracias a otra estructura llamada cuerpo calloso, que se compone de millones de fibras nerviosas que recorren todo el cuerpo. Cada hemisferio cerebral está especializado en funciones diferentes que gestiona por sí mismo, aunque trabajando siempre de manera coordinada.

 

Por ejemplo, el hemisferio derecho es la mitad creativa del cerebro, nos proporciona habilidades artísticas y musicales, nos ayuda a reconocer rostros, a comprender mapas y dibujos; facilita la percepción de los detalles, gestiona nuestra memoria visual y relaciona sonidos,Natalia 2 olores, imágenes y sensaciones para darnos una imagen global de un lugar, una cita… Las personas regidas principalmente por el hemisferio derecho son creativas, ven los imprevistos como un estímulo, hallan soluciones imaginativas o ideas nuevas, arriesgan más y suelen ser más abiertas y extrovertidas. El hemisferio izquierdo podría decirse que es la mitad lógica, se encarga de procesar la información usando el análisis, o lo que es lo mismo, descompone los elementos de un tema y los examina uno por uno para llegar a una conclusión. De ahí que este hemisferio sea el responsable de coordinar el habla y la escritura, el cálculo matemático, la organización de ideas, la identificación de símbolos y el pensamiento lógico. Las personas a las que les predomina más su hemisferio izquierdo suelen ser analíticas, perfeccionistas y amantes del orden y de la organización.

 

Como acabamos de mencionar, tan importantes son las funciones o inteligencias del hemisferio izquierdo como las que desempeña el derecho a la hora de exprimir nuestra capacidad mental. Sin embargo, según los expertos en neuropsicología, el hemisferio izquierdo es el que impera en la mayoría de personas y de ahí que los test psicotécnicos que suelen realizarse en las entrevistas de trabajo midan sobre todo la actividad de esta área del cerebro.

 

A diario utilizamos expresiones como “es de lógica”, “es lo lógico”, pero ¿entendemos el concepto? Se podría decir que la lógica es nuestro pensamiento, nuestra capacidad para entender e interpretar la realidad, pues gracias a ella analizamos, relacionamos y deducimos cualquier situación para tomar decisiones, emitir opiniones o solucionar problemas.

 

Nuestro cerebro lo puede hacer de dos maneras distintas: por deducción, observando el conjunto para luego detenerse en los detalles; o por inducción, a partir de los detalles descubrir el conjunto. En función del problema, el cerebro se decanta por un método u otro para dar una respuesta rápida y fiable, de ahí que sea tan necesario entrenar esta habilidad. Los beneficios son muchos y a todos los niveles:

  • Recordarás antes. Si archivas tus recuerdos de manera lógica luego te acordarás de todo.
  • Evitarás los despistes si ordenas tu caja bajo un criterio concreto. Por ejemplo, guarda el móvil, las llaves y el bolso en el mismo sitio; u ordena la ropa del armario por colores.
  • Serás más resolutivo para analizar los pros y contras de una situación y, en consecuencia, mejorará tu autoconfianza.
  • Planificarás mejor, lo que te ayudará a prever Natalia 1 - copiaimprevistos y hallar a tiempo buenas soluciones.
  • Aumentarás tu agudeza mental y tu cerebro estará en forma.

La lógica necesita de otras habilidades intelectuales para elaborar una buena estrategia de pensamiento, entre ellas, el cálculo mental. Debido a la omnipresente calculadora, nuestro cerebro se ha ido volviendo lento y torpe con los números, sin embargo, no todo está perdido. Si utilizamos el cálculo a diario, en poco tiempo, seremos más eficientes a la hora de gestionar nuestras cuentas domésticas, y además rejuveneceremos nuestra mente. Así que suma, resta, multiplica, divide… Notarás que cada día eres más veloz y, a la vez, alejarás el riesgo de ver reducidas, en un futuro, tus habilidades cognitivas.

 

Comments on this post

No comments.

It is necessary to login to write comment.

Trackbacks and Pingbacks on this post

No trackbacks.

TrackBack URL