Los socios del Proyecto Europeo ModuSol nos reunimos en Praga

Decroly participa en la cuarta reunión del proyecto ModuSol en la República Checa con todos los socios europeos del proyecto

Primero de abril del 2019, aeropuerto de Bilbao. Allí íbamos Alfonso Diego y un servidor, Alejandro Hacar, a última hora de la mañana para coger un avión rumbo a Praga. El vuelo nos permitiría hacer una parada para repostar en Frankfurt. Nada mejor para coger fuerzas que un hot dog en la cuna mundial Alejandro 1 - copiade las salchichas, aunque sea en un aeropuerto. Llegamos a Praga a medianoche, directos a descansar para poder rendir al máximo ante nuestros socios.

El martes, día dos de abril, nos volvemos a encontrar con nuestros socios europeos, provenientes de Escocia y Alemania, además de con los socios de la República Checa, anfitriones de la reunión en las instalaciones de su institución, InstitutPRO, en el centro de Praga.

Durante los días de reunión hemos revisado los próximos hitos del proyecto, así como los flecos que hubiesen podido quedar pendientes en relación a actividades ya realizadas. En dicha reunión, se hizo especial énfasis en las dissemination activities que los distintos socios habían propuesto; tanto para los talleres con estudiantes (National WorkShop) como para las conferencias nacionales con directivos y profesores de distintas empresas y centros de formación nacionales (National Conference). Por parte de Decroly, estas actividades se realizaron previamente a este encuentro, por tanto fuimos sometidos a un intenso “interrogatorio” de los socios para entender cómo había sido la organización del evento y con qué resultados nos habíamos encontrado. Lamentablemente, durante esta discusión el jefe de Proyecto llegó a la conclusión de que el formato de una de las actividades realizadas no encajaba con las expectativas del proyecto, así que volvimos a España con más trabajo en la mochila para poder solucionar el entuerto.Alejandro 2 - copia Finalmente, la solución propuesta por mi compañero antes mencionado, Alfonso Diego, consigue llegar a los objetivos planteados. En base a esto, estamos planificando en Decroly una sesión extendida del taller nacional, esta vez con alumnos del programa de Garantía Juvenil de la Comunidad Europea.

Además de debatir todos los hitos y fechas del proyecto, se puso foco en la completitud del eBook y las fechas en las que sería necesario tenerlo traducido en todos los idiomas nativos de los socios del proyecto, esto es, en inglés, alemán, español y checo. Como colofón final, también se fijaron las fechas para la siguiente y última reunión del proyecto, que tendrá lugar en Berlín junto con la conferencia de cierre del mismo. Se planifica la misma para la segunda semana de septiembre de 2019.

Y como no solo de trabajo vive el hombre, Alfonso y yo buscamos nuestros huecos de esparcimiento. El martes, nuestros anfitriones nos llevaron a cenar a una típica cantina checa, y el miércoles caminamos por el casco antiguo de Praga y lo recorrimos de principio a fin. Al tratarse de nuestra segunda visita a la ciudad, tuvimos tiempo de conocer los típicos sitios que no visitamos en una “primera vez”, así que pudimos conocer las terrazas a la orilla del río Moldava, así como la Casa Danzante.

El jueves volvimos a Santander y gracias al retraso de la aerolínea, tuvimos tiempo de despedirnos del viaje con una Frankfurt en el aeropuerto de la ciudad que da nombre a tan rico manjar.

 

Comments on this post

No comments.

It is necessary to login to write comment.

Trackbacks and Pingbacks on this post

No trackbacks.

TrackBack URL